Se realizan labores de mantenimiento a dos árboles singulares de Illescas

Se trata del Olmo del Milagro y del Nogal de Sor Ángeles

OLMO_WEB

El Ayuntamiento de Illescas, a través de la Concejalía de Medioambiente, ha estado realizando labores de mantenimiento de dos de los árboles singulares del municipio: el Olmo del Milagro y el Nogal de Sor Ángeles. Así, dependiendo de las necesidades del cada árbol, que obedecen a protocolos de demanda del propio ejemplar para evitarle estrés innecesario, se has desarrollado distintas acciones.

 

En el caso del olmo situado en la Plaza de los Infanzones, se han ampliado y renovado los tensores de su copa. Paulatinamente, se irán retirando los más antiguos para dejar los últimos que se han adquirido realizados con nuevos materiales que ofrecen mejores prestaciones. También se ha desarrollado una “poda de limpieza” consistente en retirar las las partes no productivas del árbol: ramas secas y la hojarasca que se queda en el interior de la copa (evitando la ocultación de plagas que produzcan “males mayores”).

 

Por otra parte, en el Nogal de Sor Ángeles, situado en un antiguo huerto del convento de las Monjas Concepcionistas, se han retirado ramas en mal estado mediante una poda por rotura. Esto ha supuesto que la copa se observe totalmente renovada, con  un nuevo contorno.

 

Según la Concejalía de Medioambiente, los árboles singulares de Illescas (entre los que también se encuentra el Olmo del Arrabal), reciben un tratamiento especial y personalizado, mientras que el resto de arbolado del municipio se trabaja por calles. El resultado de este trabajo es una mejor y más adecuada resistencia a las alteraciones fisiológicas y los efectos de la senectud de estos ejemplares. Eso sí, no hay que olvidar que son árboles centenarios y que, actualmente, necesitan más intervenciones que otros árboles del municipio.